La Culpa

1 08 2008

Por alguna extraña razón, de un tiempo a esta parte la culpa ha encontrado una tibieza especial en mi vida como para hacer su nido y trasladarse con sus bártulos. Es una sensación un tanto asfixiante que te limita el actuar y hasta el propio pensamiento…si hasta en mis más anheladas horas de descanso, he tenido sueños culposos… tan incoada está ya esta “maldita”.

Dicen que es una fuerte sensación, que se hace amiga de las madres por el solo hecho de parir, y se incrementa al amamantar y poner a tu hijo en la cuna. Que todas las mujeres la llevamos en menor o mayor grado de avance y con mayor o menor cantidad de esquirlas en el cuerpo.

Es doloroso sentir que busco una justificación para sentirme irresponsable, para buscar un espacio propio en que me mire al espejo y no me vea interpretando algún papel….lo intrigante es que lo busco con la secreta esperanza de poder disfrutarlo, estando clara que es casi imposible, porque el disfrute cambió de ropajes en mi, desde hace un tiempo ya.

Puede alguien indicarme dónde encuentro unas gotas de desenfado, de distensión instantánea… que me permitan borrar a la “maldita” al menos un instante……. Si hasta eso me hace sentir culpable: el renegar de ella…como si la tarada se fuese a “sentir”.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: